• Sin categoría

Decálogo para comer pan

Las farmacias madrileñas informarán a partir de hoy de los beneficios para la salud que tiene el consumo de pan dentro de la dieta diaria y repartirán un decálogo de razones para comer pan a todos los clientes que se acerquen a informarse.

Los hogares madrileños tan sólo consumen 32 kg de pan al año, mientras que la media nacional se sitúa en torno a 41 kg, según datos del Ministerio de Medio Ambiente, Rural y Marino (MARM).

El Colegio de Farmacéuticos de Madrid (COFM) colabora con la Campaña Pan Cada Día, promovida por Incerhpan, para distribuir en las casi 3.000 farmacias madrileñas, 300.000 trípticos que incluyen un práctico decálogo sobre las razones por las que el pan debe estar dentro de una alimentación saludable.

Este acuerdo ha sido presentado hoy en la emblemática Real Botica de la Reina Madre, la farmacia más antigua de Madrid que data del siglo XVI, que está considerada como un auténtico museo.

El tríptico informativo trata de concienciar a las personas que acudan a sus farmacias de que el pan contiene nutrientes esenciales como carbohidratos, vitaminas, proteínas y minerales, además de ser una fuente muy importante de fibra.

Por tanto, no debe ser apartado de nuestra alimentación diaria a pesar de que existen falsas creencias que relacionan este alimento con el padecimiento del sobrepeso y la obesidad.

Pilar León Izard, vocal en funciones de Alimentación y Nutrición del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid, subraya la importancia de no abandonar el pan en la alimentación diaria, “ya que su altísimo valor nutricional garantiza una dieta sana y equilibrada”.

Además de hidratos de carbono, importantes para el organismo en general y cerebro en particular, destaca su aporte de vitaminas del grupo B, o minerales como el fósforo y el calcio, encargados de la formación de huesos y dientes.

También es muy importante su contenido en fibra, cuya carencia conlleva la aparición de patologías como estreñimiento, enfermedades cardiovasculares o cáncer, así como su escaso aporte de grasa.
Entre las diez razones para que el pan forme siempre parte de nuestra alimentación se encuentra el que el pan es uno de los pilares de la Dieta Mediterránea, consumido desde la Antigͼedad.

El pan, junto con otros derivados de cereales, se encuentra en la base de la pirámide de la alimentación y proporciona hidratos de carbono, proteínas, minerales, vitaminas y fibra (sobre todo la variedad de pan integral).

Los expertos recomiendan consumir entre 220 y 250 gramos de pan al día repartidos en las diferentes comidas, e incluso en dietas de adelgazamiento se aconseja consumir 100 gramos.

En etapas como la infancia y la adolescencia es aconsejable que se consuma, sobre todo, en desayunos, recreos y meriendas, ya que favorece un mayor rendimiento escolar.

El pan es un alimento sin apenas grasa y no está justificada su fama en el control de peso ni puede ser relacionado con problemas de obesidad.

El pan, sobre todo el integral, tiene un gran efecto saciante por su alto contenido en fibra, es un alimento económico de fácil digestión y masticación.

El bocadillo puede ser una alternativa perfecta a las comidas, ya que, además de ofrecer los beneficios nutricionales del pan, contiene el aporte nutricional de los ingredientes que lo acompañan.

En el mercado existe una gran variedad de texturas y sabores para satisfacer todos los gustos, incluso variedades adaptadas a celíacos, hipertensos, etc.

Fuente: Larazon.es

Avatar de Anónimo

Claudia Tallone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *